La Bienal de Flamenco agota las entradas de nueve de sus espectáculos

El delegado de Hábitat Urbano, Cultura y Turismo, Antonio Muñoz, el delegado territorial de la ONCE en Andalucía, Cristóbal Martínez y el director de la Bienal de Flamenco, Antonio Zoido, han presentado hoy el cupón de la ONCE que,  de nuevo en esta edición, estará dedicado a la Bienal de Flamenco. Esta edición especial del cupón, centrada en el cartel de Lita Cabellut, se pondrá a la venta el 6 de agosto con cinco millones y medio de copias como anticipo de la gran celebración que desde Sevilla se brindará al mundo con motivo de la XXI Bienal de Flamenco.

Este tradicional acto de promoción de la Bienal de Flamenco llega dos semanas después de haber puesto las entradas a la venta de la presente edición con una “gran respuesta de la ciudadanía”. Hasta el momento, nueve espectáculos han agotado sus localidades: ‘La Treçe Puertá’ de Califato ¾ en el Monasterio de San Jerónimo; el Ballet Flamenco de Andalucía en el Teatro Lope de Vega con 25 Aniversario del Ballet Flamenco de Andalucía; los dos espectáculos en el Teatro Central de Rocío Molina; Dorantes con ‘Identidad’; Fahmi Alqhai y Patricia Guerrero con ‘Paraíso Perdido’ en la iglesia de San Luis de los Franceses; Farruquito en el Lope de Vega  con ‘Desde mi ventana’; Israel con ‘Gatomaquia’ y Estrella Morente, la clausura de la Bienal en el Teatro Lope de Vega. El resto de espectáculos cuentan con un buen número de entradas vendidas en los diferentes espacios, que tienen este año aforos limitados de acuerdo con las recomendaciones sanitarias.

“El Ayuntamiento ha hecho una apuesta por la cultura y por la Bienal de Flamenco en un año muy difícil. Y se está consiguiendo una gran respuesta por parte de la población. Este es un proyecto de ciudad, es el evento más internacional de la agenda cultural de Sevilla, y de ahí la importancia que otras instituciones y entidades como la ONCE se sumen a esta celebración y, en este caso, con la edición de cinco millones de cupones que se distribuirán por toda España con la imagen de esta cita”, apuntó el delegado de Hábitat Urbano, Turismo y Cultura, Antonio Muñoz.

Este año la Bienal desarrollará por primera vez en agosto una programación veraniega desde un nuevo enclave flamenco, el Monasterio de San Jerónimo. Todos los viernes y sábados del mes de agosto se podrá acceder a los jardines de este bello recinto enclavado en el barrio del mismo nombre. Abrirá sus puertas para acoger a Diego Villegas y la Electric Acoustic Band, M de Puchero, Rycardo Moreno, Raúl Cantizano, Artomático, Los Voluble, Califato ¾ y Gualberto.

Para la imagen de la edición 2020 se eligió a la artista multidisciplinar residente en Holanda, Lita Cabellut. El encargo fue directamente propuesto por el director de la Bienal de Flamenco, Antonio Zoido, quien se trasladó a su estudio para transmitirle el deseo de que la imagen gráfica la pudiera realizar Cabellut para una Bienal que celebra su 40 Aniversario. Esta es precisamente la imagen que se ha empleado para el cupón de la ONCE presentado hoy.

La propuesta fue acogida con júbilo por la artista quien concibió su trabajo como fruto de un proceso creativo, participativo y de colaboración artística. Y así fue. Para llevar a cabo la obra final eligió a la bailaora Rocío Molina a la que invitó para que rubricara su creación. Lita Cabellut comentó tras conocer  a Molina: “Mi encuentro con Rocío Molina fue propiciado por la Bienal, yo ya la conocía como artista y la admiraba profundamente desde que ella era muy joven. Cuando pensé en el cartel y su creación, inmediatamente pensé en que era ella quien tenía que volcar su arte en la pieza que yo realizara expresamente para la Bienal. De este modo, lo que suelo hacer en la soledad de mi estudio se convierte en un acto de creación absoluto, en una performance, donde ella sobre mi lienzo, volcara todo el arte que lleva dentro. Un privilegio”.

Cabellut posee una técnica pictórica única, resultado de más de diez años de investigación. A una metodología creativa dinámica y a una técnica rigurosa y experimentada, la artista suma la manipulación-ruptura del craquelado de algunos de sus lienzos. El craquelado de la superficie del lienzo está fragmentado, descompuesto manualmente por la artista y esto le permite construir y destruir.

Esa manipulación fue la que realizó Rocío Molina y la que llevó a cabo en la Fábrica de Artillería con una performance emocionante ofrecida en directo ante un minoritario público asistente. Numerosos medios de comunicación se dieron cita en las naves de Artillería donde pudieron fotografiar y grabar el acto. Juana la del Pipa puso voz y sentimiento a un momento irrepetible.

Semanas más tarde se pudo presentar la obra final como trabajo conjunto de Lita Cabellut y Rocío Molina. Fragmentos de la obra han quedado reflejados en el cupón que la ONCE ha dedicado, como ya viene siendo habitual desde ediciones pasadas, a la Bienal de Flamenco.

La Bienal de Flamenco es un proyecto del Instituto de la Cultura y las Artes del Ayuntamiento de Sevilla (ICAS) y cuenta con la colaboración institucional de la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía, del Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de la Música del Ministerio de Cultura (INAEM) y de la Diputación de Sevilla.